jueves, 19 de febrero de 2009

Edredones sangrientos


El maltrato animal no es noticia, o al menos no lo es demasiado... esa sensación es la que tengo al ver el número de palabras que un par de periódicos dedicaron, en su edición impresa, a la noticia de que la empresa sueca Ikea devolverá el dinero a aquellos compradores que adquirieron edredones rellenos de plumas que, como se ha descubierto, fueron arrancadas en vivo de los animales de procedencia.

Alguien me podrá decir que la noticia, en realidad no trata sobre maltrato animal, sino sobre cumplimiento de ciertas premisas éticas. Pues vale, en ese caso también me parece que son pocas las palabras dedicadas. Creo que necesitamos más ejemplos a seguir, más noticias que nos inspiren y nos demuestren que es posible hacer las cosas de otro modo. De un modo más ético, más sostenible y más comprometido.

Para leer más sobre esta noticia , se puede pinchar aquí y aquí.

Me apena que estas cosas pasen pero me consuela que las empresas comprometidas den la cara.

1 comentario:

  1. "Porque duerme sola el agua amanece helada",21 de febrero de 2009, 14:08

    Este desplume en vivo no tiene la etiqueta de actividad "artística"; por lo tanto, se considera maltrato. La ¿fiesta? de los toros, como sí es "artística" -según sus seguidores,claro- no está vista como tal...

    ResponderEliminar